Ha sido como un ¡ZAS! ¡EN TODA LA BOCA!

lunes, 31 de mayo de 2010 en 8:13 , 1 Comment


Aquí estoy. Esperándote bajo la lluvia. Sintiendo cada gota que me moja como un golpe. Escuchando la música más triste que tengo. Soñando en que vuelvo a encontrarme con tus ojos verdes. Queriendo topar con  tu inagotable sonrisa. Y que esa sonrisa sea para mí. Para siempre. Aguardando con la esperanza en una mano y el desaliento en la otra. Tratando de imaginarnos juntos, pasándome un brazo por los hombros y riendo juntos. Intentando imaginar tus manos por mi espalda. Anhelando el beso que nunca llegará.
Aquí estoy. Esperándote bajo la lluvia. Muriendo de amor por ti.

miércoles, 26 de mayo de 2010 en 7:17 , 2 Comments


Cosas que me hicieron sentir viva:

- Que esos ojos verdes se clavaran en los míos.
- Aquel chico de Madrid que nunca volveré a ver.
- Cuando abrí la ventanilla del coche en Francia y respiré.
- Cuando acabé el libro de "Antes de morirme".
- El paisaje que se veía desde la ventana de mi habitación en Francia.
- Cuando Marifran me llamó por la noche en el intercambio.
- Cuando Marta me llama fea.
- En la fiesta de Yecla del intercambio.
- Cuando recuperé mi pulsera de pececitos.
- Las veces que libramos a última.
- Cuando lloré viendo fotos.
- Cuando leo los comentarios del blog.
- Cuando salté.
- Las veces que algunas personas me dijeron que me querían y supe que era verdad.
- Cuando llovió y después salió el sol.
- Aquella vez que hacía mucho frío y yo estaba en mi casa tomando un chocolate caliente y tapada con mantas.
- Cuando pensé que sentiría en mi primer beso.
- Cuando Silvia y yo comenzamos a reír mientras todo el mundo lloraba.
- Todas esas veces en las que tuve un ataque de risa en clase.


Gracias a todas las personas que me hicieron sentir viva alguna vez...





Lilauzer

martes, 18 de mayo de 2010 en 10:34 , 2 Comments


Una tan feliz y la otra tan...
Siempre he pensado que desaprovecho las oportunidades que me da la vida, y es verdad, pero cuando no puedo, no puedo.
No puedo querer a una persona con la que no puedo tener confianza, con la que no puedo hablar por miedo a que lo cuente, una persona tan entrometida, tan fisgona, tan falsa...
Esta podría haber sido mi mejor experiencia en años y me da envidia la gente que dice que volverá, la gente que dice que se llevaba tan bien con su correspondiente y prometen escribirse y llamarse y quererse.
Cada vez que pienso me doy cuenta de que yo no era tan diferente a ella y cada vez me odio más por parecerme.
Esto nunca se volverá a repetir, pero es cuestión de suerte...
Espero que lo que dicen sea verdad, que lo bueno se hace esperar...
Ya tendrá que ser bueno lo que me pase, porque he estado esperando demasiado tiempo.

miércoles, 12 de mayo de 2010 en 11:49 , 1 Comment